22 de enero de 2019

JESUS PROCLAMA LA BUENA NUEVA

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén
Lector 1
Lectura del Santo Evangelio según San Marcos 1, 14-20
Marchó Jesús a Galilea; y proclamaba la Buena Nueva de Dios; decía «El tiempo se ha cumplido y el Reino de Dios está cerca; convertíos y creed en la Buena Nueva».
Palabra de Dios.
Lector 2
Reflexión:
En el evangelio, que hemos leído ayer en misa, se describe el comienzo de la misión de Jesús. Marcos pone en labios de Jesús un resumen de su predicación: está cerca el Reino de Dios.
Jesús también nos hace una oferta que podemos acoger o no: "convertiros y creed esta buena noticia". La conversión que nos pide Jesús consiste en cambiar nuestra mentalidad y nuestra manera de actuar. Aceptar vivir como nos pide Jesús: amando a Dios y al prójimo.

Lector 1
Pidamos a Dios nos ayude a cambiar nuestras actitudes que nos impiden amar a Dios y al prójimo.
Decimos juntos: Padre nuestro, que estás en el cielo, santificado sea tu nombre ....
Gloria al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo ...
San Faustino: RUEGA POR NOSOTROS.

21 de enero de 2019

QUEREMOS PAZ

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén

Lector 1
Un padre veía con preocupación cómo sus hijos, estaban constantemente discutiendo. Un día les llamó y les dio un haz de leña formado por ramas muy finas. Les dijo: “Demostradme lo fuertes que sois rompiendo estas ramas” Se pusieron

17 de enero de 2019

SAN ANTONIO ABAD

Celebramos hoy la fiesta de San Antonio Abad.
Cuando murieron sus padres, Antonio tenía veinte años, y quedó él solo con su única hermana, pequeña aún, teniendo que encargarse de la casa y del cuidado de su hermana.
Habían transcurrido apenas seis meses de la muerte de sus padres, cuando un día en que se dirigía, según costumbre, a la iglesia, iba pensando en su interior «los apóstoles lo habían

16 de enero de 2019

GRACIAS POR LA FE


Te damos gracias Señor por la fe que nos ha mostrado Madre Victoria, le pedimos a ella nos conceda la gracia de parecernos a ella recitando juntos su oración:
Señor, Padre nuestro,
Tú que concediste a M. Victoria
la gracia de entregar su vida por Cristo
al servicio de la Iglesia en el Instituto Calasancio,
y la fortaleciste para permanecer
siempre fiel en su seguimiento
y aceptar generosamente la prueba del martirio,
ayúdanos en nuestra debilidad
para que también nosotros, como ella,
permanezcamos firmes en la fe
y dispuestos a entregar la vida por los demás.

Gloria al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo.

15 de enero de 2019

MUJER HUMILDE

En el nombre del Padre, del Hijo ...
Lector:
M. Victoria: Mujer humilde, sencilla en sus gestos. Así dicen los que han convivido con ella: "se consideró siempre la última en cuanto a las consideraciones, y la primera en el servicio a los demás. Fue la suya una vida sin ruidos, pero llena de Dios. No  reclamó para sí ningún derecho y no buscó jamás reconocimientos. Su preocupación constante eran los demás: sus religiosas, las jóvenes y las niñas del colegio. Ella hizo vida lo que Jesús vivió y anunció, que se dejó triturar para ser fruto de Dios en beneficio de los que le rodeaban"
La humildad se aprende de las personas grandes, pero también se aprende de escuchar a nuestro Dios. Nos preparamos para cultivar nosotros esta virtud interiorizando el siguiente canto:
VOSOTROS CUANDO OREIS  (hacer clip)
       (Reflexiona sobre lo que acabas de leer y/o oír. ¿Qué aspectos de tu vida ves aquí reflejados? ...)

Pedimos a nuestro Dios nos enseñe a orar: Padre nuestro que está en el cielo ... 
Gloria al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo ...

14 de enero de 2019

MUJER GENEROSA

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén 

Lector:
La Iglesia proclamó publicamente las virtudes de M. Victoria Valverde el día 13 de octubre de 2013. 
Nosotros hoy nos vamos a fijar en una de ellas: su generosidad. "A través de las cosas sencillas supo entregarse a Dios y, olvidada de sí misma, pensó en los demás y se dio a ellos. Pocos días antes de su muerte, dijo: “Mientras quede aquí una de mis hijas, aunque me cueste la vida, no las abandonaré”.
En la misión apostólica sus preferencias fueron las de Cristo. Sus alumnas y las religiosas, sobre todo las jóvenes, fueron sus grandes amores por Amor de Aquel que le pedía dedicar a ellas todos sus desvelos. Su caridad y entrega queda patente en el deseo que expresa de trabajar sin descanso por su amada Congregación y en su actitud profunda y radical de estar dispuesta por ella a todo.
No tuvo enemigos, dada la suavidad y delicadeza de su trato. Su vida fue sencilla pero fructífera en el amor y en la entrega. Hacía suyas las penas y sufrimientos de los demás, y siempre estaba dispuesta para ayudar y aportar lo mejor de sí". 
                               (reflexión)
Pedimos al Señor, por todos nosotros para que la Vida de Madre Victoria nos plantee interrogantes en la nuestra. Le pedimos a ella nos enseñe a acercarnos cada día más a los valores del evangelio. 

13 de enero de 2019

M. VICTORIA VALVERDE


Un recorrido por su vida


M. Victoria Valverde, nace a finales del siglo XIX en Vicálvaro (Madrid) en una familia jornaleros de profesión. Nada sabemos de su infancia, pero si conocemos que su llamada a la vida religiosa la descubre entre las Hijas  de la Caridad en el Orfanato del Asilo de San Bernardino que éstas religiosas dirigían en Alcalá de Henares ( Madrid).