27 de noviembre de 2020

AL ESTILO DE CALASANZ

En el día que celebramos la fiesta de San José de Calasanz, patrono de los maestros, queremos iniciarlo con una súplica por su intercesión, pedir al Padre que se acabe la pandemia y nos libre de las consecuencias que esta trae.

Iniciamos nuestra oración, en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén

En Italia, en tiempos de san José de Calasanz, año 1630, una epidemia dejó mucha destrucción. A continuación escuchamos un fragmento de una carta que escribe a los religiosos del colegio de Nápoles,

Deben hacer oración por las ciudades que padecen la peste y la guerra, porque, a pesar de todo, todos somos hermanos en Cristo, y es un acto de caridad. Pero esperar a hacer oración cuando la peste se va acercando, entonces se hace más por temor que por amor a Dios. Por eso, está bien rogar ahora por el remedio de aquellos que se encuentran en tan grandes peligros.

Calasanz nos anima a que la oración la hagamos por amor, porque nos sale de dentro no por miedo. Con esta actitud de amor a Dios y que sabemos que nos escucha le oramos:

Oramos por los responsables de los comités clínicos para que actúen con sabiduría y prudencia en sus decisiones y busquen siempre el bien común.  TE LO CONFIAMOS SEÑOR

Oramos por los que están padeciendo la enfermedad del Covid-19, por los que han perdido un ser querido y por los que han perdido su empleo. TE LO CONFIAMOS SEÑOR 

Oramos por los que están al cuidado directo de los enfermos y por los que velan por la seguridad de los ciudadanos. TE LO CONFIAMOS SEÑOR. 

Oramos por los ciudadanos de nuestra ciudad para que seamos responsable del cuidado de uno mismo y de los demás. TE LO CONFIAMOS SEÑOR. 

San José de Calasanz confiaba sus peticiones a la protección de la Madre del cielo, nosotros hacemos lo mismo. Nos unimos en la canción:



26 de noviembre de 2020

CALASANZ EL BUEN SAMARITANO DE LOS PEQUEÑOS

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén

Reflexión:
José de Calasanz se cruzaba todos los días en las calles de Roma con los niños. Niños que como en el vídeo le decían cada día "sácanos de aquí". 

         (Hacer clip en encuentro)    ENCUENTRO

Lector 1
El corazón de Calasanz es tocado por la mirada de estos niños, por sus griteríos, por sus reclamos ...  
Dios un día toca el corazón de Calasanz y hace que éste empiece a plantearse y organizar su vida desde otra clave: las llamadas que le hacen estos niños, "sácanos de aquí".
Lector 2
Calasanz busca en Roma a instituciones que se hagan cargo de esta realidad que en el fondo le es incómoda. Propone su idea a las autoridades eclesiásticas,

25 de noviembre de 2020

DIOS LE BUSCÓ



Lector:   En los Santos encontramos nosotros un estímulo. Empezamos el día dando alguna pincelada de porque es estímulo para nosotros:
escuchó la voz de Dios que le llevó a servir a los más pequeños, los niños de las plazas y calles de Roma.
Por medio de la enseñanza de las letras y los valores cristianos que acercaban al niño a la

24 de noviembre de 2020

SOÑADOR DE FUTURO


In the name of the Father, and of the Son, and of the Holy Spirit.  Amen

23 de noviembre de 2020

GRACIAS MAESTRO

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén
Lector 1:
Iniciamos una semana muy entrañable, una semana que calificamos como "nuestra" porque celebramos a un maestro, ... a un gran hombre. Al hombre que cambió el rumbo de la historia a muchos niños; al hombre que marca nuestra historia. San José de Calasanz.
Nuestra semana estará marcada por los buenos recuerdos como estudiantes, por lo bueno que tenemos que aprender de los que acompañan nuestras vidas, por las enseñanzas de un hombre que amó hasta que le ha dolido, que amó hasta el extremo, que cambió sus

20 de noviembre de 2020

SALMO 16

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén

Iniciamos hoy nuestro día recitando juntos el Salmo 16

Señor, escucha mi oración,
atiende a mis clamores,
presta oído a mi súplica,
que en mis labios no hay engaño. 

Mis pies están firmes en tus caminos,
y no vacilan mis pasos.
Yo te invoco porque tú me respondes, Dios mío;
inclina el oído y escucha mis palabras. 

Guárdame como a las niñas de tus ojos,
a la sombra de tus alas escóndeme.
Pero yo con mi apelación vengo a tu presencia,
y al despertar me saciaré de tu semblante. 

Gloria al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo
como era en el principio ahora y siempre por los siglos de los siglos.
Amén
Vamos repitiendo expontaneamente alguno de los versos del Salmo

19 de noviembre de 2020

  RECOLECTA DOMUND   

         GRACIAS   a todos por vuestra aportación a la campaña del Domund. 


                                        Con un pequeño gesto  logramos grandes cosas.


              La recaudación ha sido: 427, 68 €